Todo parece más claro está mañana, los colores en las plantas, en las flores, el cielo, parecen más fuertes, más brillantes, todo parece haber cobrado una vida que antes era invisible para mis ojos. Escucho la melodía  en el  cantar de los pájaros, todo parece tener un sentido , un motivo para estar. 

     Los colores a mi alrededor se unen a  los que llevo dentro y hacen la obra más hermosa y creativa que había podido ver o imaginar. Los grises y oscuros, parecen solo sombras de un ayer que no volverá, porque mis colores nunca se irán, permanecerán conmigo para hacerme fuerte, para recordarme lo hermoso que es todo lo que me rodea, para valorarlo y jamás distanciarme de estas nuevas ideas. 

       Aunque se que aquellas sombras persistirán en seguir siendo parte de mis pensamientos, las enfrentare con nuevas mezclas más brillantes, más vivas que opaquen cualquier atisbo de tristeza. Mis fieles acompañantes siempre serán  estos colores que se encuentran en todo y en todos. 

               Silvia Contreras

Pd: Tercer y último fragmento de la serie colores.

Anuncios